miércoles, 6 de abril de 2016

El poder curativo del agua de nieve de la primavera

Dicen por ahí que todavía falta que caiga una nevada en Álava. Si así fuera, aprovecha para coger un poco de nieve de la primavera. Es fantástica para curar las quemaduras.

Pasos a seguir: 
  • Coge nieve lo más pura que encuentres (De montes, de prados, de lugares en los que no haya o haya menos contaminación)
  • Deja que se deshaga (si coges mucha, puedes guardar parte en el congelador para otras ocasiones)
  • Pon en un recipiente de cristal mitad de agua de nieve y mitad de aceite de oliva
  • Guárdalo en un bote en el armario (mejor si el bote es de spray o tiene cuentagotas para no contaminar la mezcla metiendo la mano)
  • Cuando te quemes (efecto aftersun) o cuando quieras tomar el sol (efecto crema protectora solar) agita el bote y rocíate con la mezcla.
Éste es un remedio barato y efectivo que usaban nuestras madres y abuelas. Hoy en desuso debido a la ingente variedad de productos químicos en el mercado. En Internet hemos encontrado otras variantes sin aceite, solo con agua de nieve (y no especifican que tenga que ser de primavera). Es cuestión de probar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario